La instrucción preserva tu vida

Todos damos inicio con planes optimistas el nuevo Año.

Muchos confesamos que vamos a lograr grandes cosas en este nuevo Año, que vamos formar una familia maravillosa, seremos un mejor esposo o esposa, a otros los dimos decir mejoraré como Padre, expandiré mi negocio e influencia, conoceré mas personas y muchas asuntos mas.

Sin embargo de alguna manera estamos todavía solteros, otros gritando a nuestros hijos, trabajando y llenos de afanes en medio de una cantidad de compromisos y problemas, algunos sin salida y luchando por llegar o sobrevivir el fin de mes. Y otros desanimados pues no pudimos hacer el impacto en nuestra comunidad, familia o amigos tal como lo teníamos planificado.
Me gustaría que veamos un par de ejemplos en la Biblia en donde Moisés y Aarón se enfrentan a un poderoso Faraón. Vemos como nuestro Gran Dios amenaza a Moisés por no haber circuncidado a su hijo. Es más, Moisés habría terminado su vida y ministerio de no ser por su esposa Sefora la que interviene en medio del asunto y circuncida a su hijo. (Bendito Dios por el sabio consejo de nuestra ayuda idónea)

Éxodo 4:24-26
El énfasis que quiero añadir es que: “EL Señor encontró a Moisés”.
Vemos en otro ejemplo de la Biblia como en Génesis 32.18 nos dice: que “Cuando Esau mi hermano te encuentre….”

Génesis 33.8 “Que pretendías por todo ese campamento que vi…”
Pero ambos (Moisés y Jacob) en medio de su viaje se encuentran con un ser divino que representa una amenaza mortal. (En el caso de Jacob este se encuentra con el ángel con quien lucha Génesis 32.25-33)

En los relatos antiguos vemos como Jacob no salió de la casa de Laván tan pronto como se le dijo, pues la pensó más de una vez el volver a enfrentar a su terrible hermano Esaú. De la misma forma en su camino para enfrentar a Faraón un hombre poderoso y terrible, hizo una parada innecesaria en un hotel de camino (Éxodo 4.24).

Aunque Dios había prometido protección, ambos hombres retrasaron el camino a su destino por temor a la persona terrible que les esperaba en el camino. Pero en los dos casos vemos como esto los lleva a una situación de vida o muerte.

La lección es clara: A pesar de nuestros temores e inseguridades el evitar o retrasar el propósito para nuestras vidas y nuestro destino es más peligroso que los obstáculos que podamos hoy enfrentar.

No me quiero comparar con Jacob o Moisés, tampoco a ti, pero puede que el buen Dios ha estado hablando a tu vida con mucha suavidad y tu propósito de vida estar dando inicio. Sin embargo no debes de olvidar el porque estas en esta tierra, tu camino al igual que el mío invariablemente en la vida enfrentaremos enormes desafíos en nuestro camino.Pero esas intimidaciones o las circunstancias aterradoras a menudo se interponen en nuestro camino, diciéndonos que somos tontos por seguir ese camino e incluso nos vemos amenazados si seguimos avanzando.Y esas intimidaciones pueden venir muchas veces desde dentro de nosotros mismos.

Por eso mi intención hoy al mostrarte este ejemplo de la vida de Moisés y Jacob es que cuando tú sabes que tienes una instrucción del Cielo lo mejor es correr sin distracción y sin poner tantos peros. Podemos ver como estos detalles y palabras específicas usadas nos sirven como un plano para mejorar nuestras vidas, animándonos a encontrar valientemente nuestro propio destino.
Muchas veces veremos como ciertos obstáculos de forma recurrente parecen ser muros en nuestro avance y nos pueden traer una sensación de estar en un camino sin salida y nos quieren detener en el camino o creer que no es la voluntad de Dios.

Vamos toma fuerza y recuerda que con Dios haremos proezas, que si Él lo dijo tendrás su respaldo en medio de la dificultad, por lo tanto te animo y que tu fe crezca en medio de lo que hoy vives pues sabes tu 2018 será realmente grandioso.

Ya deja de ver a un lado y otro, mejor toma fuerza y haz el movimiento que debes de hacer, aun cuando duele o no puedes casi ni respirar. Pide ayuda al dador de la vida.

Solo ruego al Dios del cielo para que tomes valor y avances lo mejor esta por arribar a tu vida.

Leave A Response

* Denotes Required Field